imagen de jemplo

Cambios de conducta y de personalidad en la vejez

Existen cambios en la personalidad que tienden a comportamientos negativos tales como: egocentrismo, dependencia, egoísmo…

La causa no se encuentra bien establecida pero la inteligencia afectada por el envejecimiento y la demencia senil, se han ubicado como los principales factores para crear inseguridad, miedo, dependencia.

La persona que se siente un ejemplo a seguir o es el jerarca de la familia, al sentirse con limitaciones o disminución de las habilidades físicas y psicológicas ayudan a que el carácter de esa persona empeore.

El primer síntoma que presentan al estar en esta etapa es el de cuadros depresivos, de esta forma se altera el sueño y es lo que los familiares detectan al principio.

La falta de entendimiento y conocimiento a estos cambios por parte de la familia solo llevan a empeorar la situación, cayendo en confrontaciones, intolerancia que llevan a la conclusión más fácil creyendo que el lugar ideal para nuestros abuelos son los asilos de ancianos, por lo tanto mucho depende del conocimiento y sobre todo comprensión por parte de ellos.

Así pues los cambios de personalidad en la tercera edad, son una realidad que incluso a consecuencia de la incomprensión se vuelve un problema sociofamiliar, por lo cual la asistencia de un profesional en salud es conveniente para proporcionar un apoyo de manera integral. En algunos casos el apoyo con la psiquiatría es necesario por lo tanto no se debe se estigmatizar este tipo de ayuda es importante consultarlo.

0 0
Feed